• jcbugallo

La fauna del "#ecosistema #emprendedor"


Hoy en día, es muy habitual oir hablar de emprendimiento por todos lados. En particular, es muy frecuente mencionar el llamado “ecosistema emprendedor”, como factor esencial para su desarrollo, y a Silicon Valley o Israel, como clásica referencia de éxito a imitar, aunque en los últimos años han surgido bastantes casos muy interesantes y variados, como podrían ser Berlín, Lisboa o Singapur.

De cualquier forma, resulta llamativo que solo se hable de algunos elementos esenciales, cuando en realidad el “ecosistema” es bastante más amplio, complejo y diverso. Todos y cada uno de sus elementos juegan un papel fundamental, y existe una clara interdependencia entre ellos.

Si nos vamos al diccionario de la Real Academia Española, un ecosistema es una “Comunidad de seres vivos cuyos procesos vitales se relacionan entre sí y se desarrollan en función de los factores físicos de un mismo ambiente.” El conjunto de plantas forman la flora, y de los animales la fauna. Además, hay hongos, bacterias, algas … Y el hábitat, es el lugar físico que ofrece las condiciones naturales necesarias para la subsistencia y desarrollo.

Perdón por el rollo teórico, pero creo que es importante la definición para entender bien lo que supone el denominado ecosistema emprendedor, la necesidad de tener en cuenta a todos los elementos, su interdependencia y la obligación de adaptarse al hábitat de cada lugar. No es viable plagiar el mismo ecosistema en distintos hábitats, como insisto desde hace años siempre que puedo, por ejemplo, en la presentación de Telefónica Open Future en Galicia.

El paralelismo del ecosistema biológico con el ecosistema emprendedor es evidente y muy acertado, para poder entender el complejo entramado de elementos, diversidad e interdependencia que supone. Desde que David Birch utilizara esta metáfora hace ya muchos años, se ha ido haciendo cada vez más habitual utilizar el nombre de animales, para definir la variada fauna que habita los ecosistemas emprendedores, hasta el punto que resulta difícil saber de que estamos hablando en algunos casos. Los hay de todo tipo. Algunos son muy conocidos y otros apenas se usan. Como introducción y para no perdernos, aquí va un breve resumen de algunos de ellos:

- Unicornios: (unnicorn) startup de base tecnológica que alcanza una valoración de 1.000 millones de dólares. El Dorado que buscan todos los inversores.

- Cucarachas: (cockroach) la última moda, dada la dificultad de encontrar unicornios, ahora la tendencia es hablar de cucarachas, startups flexibles, fuertes y resistentes para aguantar cualquier obstáculo o problema.

- Zorros: asesores, mentores, … que aparentan ayudar a las startups para vivir a su costa.

- Tiburones: inversores, normalmente business angels, que buscan negocio fácil y rápido con las startups, forzando un protagonismo y participación que no les corresponde.

- Buitres: inversores que buscan buenas startups en una situación difícil y con problemas, para aprovecharse de su debilidad e inexperiencia.

- Conejos: (Rabbit: Real, Actual, Business, Building, Interesting, Tech) startups con un nicho de mercado real y basado en un nuevo desarrollo tecnológico, con potencial claro de negocio.

- Gacelas: son el objetivo tradicional, empresas de crecimiento acelerado en poco tiempo, todavía con limitada competencia, y con gran potencial para seguir creciendo.

- Canguros: similar a las gacelas pero con ritmos más lentos y discontinuos, que dan grandes saltos y después ralentizan su crecimiento.

- Delfines: que combinan momentos sumergidos con otros en la superficie para poder desplazarse. Su ritmo es discontinuo pero más constante.

- Elefantes: grandes corporaciones con culturas tradicionales, estructuras pesadas y lentas, que aún no se han adaptado al mundo digital.

- Dinosaurios: similar a los elefantes pero más anticuadas y sin interés por cambiar, ya que creen no necesitarlo al ser muy grandes e importantes para que les pueda afectar.

- Ratones: micro-empresas, normalmente familiares, que no saben o no quieren crecer.

- Otros …

Para más información, aportando un toque de humor, abundan las infografías que resumen las distintas variedades que pueden existir. Dos ejemplos, uno de Udemy: Under the sea with the startup ecosystem y otro mucho mejor de Startupxplore: Bienvenidos a la jungla. ¿Que animal eres?.

Seguro que has oido hablar de muchos más animales que podrías añadir a la lista. Te invito a que los compartas en los comentarios, para uso y disfrute de todos. Gracias.

En el siguiente post, ¿Cuales son los elementos esenciales de un ecosistema emprendedor? intentaré enumerar los ingredientes más importantes que componen dicho ecosistema, con el mayor rigor posible.

#emprendimiento #startups

CONTACTO

 

Gracias por estar aquí.  ¿Hablamos?

info@juancarlosbugallo.com

  • White LinkedIn Icon
  • White Facebook Icon
  • White Twitter Icon

© 2017 By Juan Carlos Bugallo